Administrativo Civil Comercial Familia Constitucional Laboral Penal Notarial Academico
in Comercial - 13 May, 2015
by josebula - no comments
Modelo de estatutos (para constitución) de sociedad de economía mixta del orden nacional

Modelo de estatutos (para constitución) de sociedad de economía mixta del orden nacional

Capítulo 1

NOMBRE Y NATURALEZA JURIDICA, DOMICILIO, OBJETO Y DURACIÓN

Art. 1º. NOMBRE Y NATURALEZA JURÍDICA. La sociedad se denomina ….. creada y organizada de confor­midad con el Decreto 1970 de 1979 y demás normas complementarias, con acta orgánica correspondiente aprobada por la Superintendencia Bancaria mediante resolución Ejecutiva número … proferidos ambos por el Presidente de la República, es una sociedad de economía mixta del orden nacional(9), sujeta al régimen legal de las empresas industriales y comerciales del Estado, vinculada al Ministerio de ….. mientras la compañía se encuentre sometida al régimen especial de nacionalización, con personería jurídica propia, plena autonomía administrativa y capital independiente, en que en adelante se denominará …. Los accionistas particulares no tienen derecho a participar en la administración de la Compañía.

Art. 2º. DOMICILlO. La Compañía ….. tiene domicilio principal en la ciudad de Bogotá, Distrito Especial, Re­pública de Colombia. La Sociedad podrá establecer o clausurar sucursales, agencias y oficinas de representa­ción, en el país o en el exterior, con el cumplimiento de las formalidades legales nacionales y extranjeras cuando fuere del caso.

Art. 3º. OBJETO SOCIAL. La Compañía …… podrá realizar todas las operaciones autorizadas por el Decreto 1970 de 1979 las leyes, decretos y reglamentos, la costumbre comercial y las demás disposiciones sobre la actividad de las compañías de financiamiento comercial rijan en el territorio nacional o en el extranjero donde tenga o establezca sucursales, filiales, agencias y oficinas de representación, las cuales se someterán a las normas que sobre la materia existen en los países respectivos. También podrá hacer y mantener inversiones en las sociedades y negocios que la ley autorice, en el país o en el extranjero.

Art. 4º. PLAZO. La duración de la sociedad será hasta …. .. prorrogable de conformidad con las disposicio­nes legales que en esa fecha se encuentren vigentes. La disolución y liquidación anticipadas se regirán por la ley vigente de acuerdo con las normas comunes. forman parte de los estatutos el permiso de funcionamiento de la Superintendencia Bancaria contenido en la Resolución número …..

Capítulo II

RÉGIMEN, CONTROL Y VIGILANCIA

Art. 5º. RÉGIMEN DEL OBJETO SOCIAL. El ejercicio del objeto social de la Compañía y todos los actos co­nexos, relacionados o indispensables para desarrollarlo se regirán por el derecho privado y por la legislación bancaria y financiera en un plano de igualdad con las compañías de financiamiento comercial de naturaleza privada. Las operaciones de crédito, cualquiera que sea su naturaleza y modalidad dentro del giro ordinario de los negocios de Ia compañía, se rigen por el derecho privado, salvo que para la otra parte deban regirse por el derecho público.

Art. 6º. RÉGIMEN DE LOS DEMÁS ACTOS SOCIETARIOS. Salvo las excepciones que consagra la ley, las decisiones de los órganos sociales no son actos administrativos, sino actos de una sociedad de economía, sujeta al régimen de empresa industrial y comercial del Estado.

Las solicitudes y tramitaciones presentadas a la compañía u ocasionadas por el ejercicio del objeto social no son actuaciones administrativas.

Sin perjuicio de los anterior, la compañía tiene la facultad discrecional de pactar la cláusula administrativa de caducidad en los contratos que convenga para el desarrollo de su objeto social.

Art. 7º. CONTROL Y VIGILANCIA. la compañía está sometida al control y vigilancia de la Superintendencia Bancaria. La Contraloría General de la República fiscalizará únicamente lo concerniente al patrimonio público, y la percepción de las utilidades correspondientes, teniendo en cuenta que el patrimonio social de la compañía no es un bien fiscal sino un patrimonio, propio independiente y separado, afecto a la obtención de los fines sociales de la compañía manejado con plena autonomía administrativa.

Capítulo III

CAPITAL, ACCIONES, ACCIONISTAS

Art. 8º. CAPITAL. El capital autorizado de la compañía es de …….. PESOS ($…..), dividido en acciones de un valor nominal de ….. PESOS ($……) cada una, así:

……. DE PESOS ($…..) representados en acciones de la clase de las públicas. …….. DE PESOS ($……) representados en acciones de la clase de las públicas.

… DE PESOS ($……) representados en acciones de la clase de las privadas, los cuales se encuentran to­talmente pagados.

Art. 9º. RESERVA LEGAL. La Junta Directiva ordenará acreditar la reserva legal, al cierre de cada ejercicio en la forma y cuantía que ordena la ley, así como las demás reservas que con destinación específica considere del caso constituir, para su posterior aprobación con el balance. El fondo de Reserva Legal no podrá ser reduci­do, salvo para atender pérdidas en exceso de utilidades no decretadas.

Art. 10. AUMENTO DE CAPITAL. Todo aumento de capital requiere reforma de estos estatutos. La emisión, suscripción, colocación o pago de nuevas acciones se hará sin derecho de preferencia, salvo determinación y reglamentación contraria de la Junta.

Art. 11. TÍTULOS DE LAS ACCIONES. Las acciones de propiedad de las personas jurídicas de derecho público se­rán expedidas en formato y serie distinta de las acciones de la clase de las privadas. Las primeras serán “Clase A” y todas las demás “Clase B”. Los requisitos formales de los títulos son los que establece el Código de Comercio. Cuando se registre en el LIBRO DE ACCIONISTAS la adquisición de acciones de la clase “A” por quien no fuere persona jurídica de derecho público lo anotará la compañía luego de anular el título antiguo y expedir uno de clase “B”.

Art. 12. LIBRO DE REGISTRO DE ACCIONISTAS. La compañía continuará Llevando el registro de accionis­tas, con una sección para cada tipo de acciones; todos los cambios, anotaciones, gravámenes y traspasos se regirán por las normas comunes sobre la materia, pero la secretaría de la compañía se cerciorará de los aspec­tos simplemente formales de la negociación, antes de efectuar el registro.

Art. 13. NEGOCIACION DE LAS ACCIONES. Se regirá por las normas vigentes sobre la materia. Las accio­nes de la clase “A” deberán someterse a los trámites establecidos para las sociedades de economía mixta (artí­culos 90. al 13 del Decreto 1976).

Capítulo IV

DIRECCION Y ADMINISTRACIÓN

Sección I. Directores.

Art. 14. Los miembros de la junta directiva serán nombrados y removidos según lo dispuesto por el artículo 60. del Decreto 2920 de octubre 3 de 1982 y el Decreto Reglamentario número 400 del 6 de febrero de 1986. Se posesionarán ante el Superintendente Bancario, y solamente quedarán relevados de sus funciones cuando un reemplazo se posesiones ante el Superintendente Bancario y asuma funciones en calidad de principal. Su pe­ríodo será de dos años contados a partir de la fecha de su posesión.

De conformidad con las normas mencionadas que se aplicarán íntegramente, la junta se compone de cinco miembros con suplentes personales, así:

  1. a) Un representante del Presidente de la República y su suplente.
  2. b) Un principal y un suplente, escogidos por el Ministro de ….. de listas que le presenten. c) Un principal y un suplente, escogidos por el Ministro de ….. de listas que le presenten d) Un principal y un suplente, escogidos por el Ministro de ….. de listas que le presenten.

Art. 15. CALIDADES DE LOS. DIRECTORES. Por el sólo hecho de su nombramiento y no obstante que cum­plan funciones públicas, los directores no adquieren la calidad de funcionarios públicos y sus inhabilidades e incompatibilidades son las comunes aplicables a los directivos y administradores de instituciones financieras, de conformidad con el artículo cuarto del Decreto reglamentario número 400 de febrero 6 de 1986.

Sección II. Junta Directiva

Art. 16. PRESIDENCIA DE LA JUNTA. La junta será presidida por el representante del Presidente de la Re­pública y a falta de éste, por quien los presentes designen.

Art. 17. REUNIONES. La junta directiva hará también las veces de la Asamblea de Accionistas, a la cual susti­tuye. Se reunirá por lo menos una vez al mes, por derecho propio a convocatoria del presidente de la compañía, del Superintendente Bancario o del Revisor Fiscal de preferencia en las instalaciones de la dirección general de la institución. También podrá reunirse en sesiones especiales, en el lugar y fecha que señale la convocatoria que haga el presidente de la junta, el de la compañía o dos de sus miembros.

Art. 18. FUNCIONES. La junta directiva se ocupará de señalar la orientación de la dirección general de la em­presa y tiene atribuciones suficientes para ordenar que se ejecute o celebre cualquier acto o contrato compren­dido dentro del objeto social y para tomar las determinaciones necesarias en orden a que la sociedad cumpla sus fines. se ocupará especialmente de:

  1. a) Aprobar los estados financieros de cierre de cada ejercicio, con las reservas y provisiones a que haya lugar y el proyecto de distribución de utilidades.
  2. b) Reformar los estatutos, al menos por mayoría de cuatro votos incluyendo el voto favorable del representan­te del Presidente de la República. La reforma sólo será eficaz una vez sea elevada a escritura pública con la cual se protocolizará la aprobación del Gobierno Nacional, previa revisión de la Secretaría de Administración Pública de la Presidencia de la República.
  3. c) Elegir al revisor fiscal y sus suplentes, crear los cargos adicionales que se desprendan de la propuesta de la revisoría y sus asignaciones.
  4. d) Aprobar la fusión, incorporación, o adquisición de activos y pasivos de entidades del sector financiero.
  5. e) Autorizar el establecimiento en el territorio nacional o en el exterior, de las filiales o las subsidiarias de la casa matriz, autorización que se entiende incluyendo todo lo relacionado con las disposiciones legales aplica­bles en el lugar del domicilio correspondiente, o decidir sobre la venta, o liquidación dé las mismas.

~ Formular las políticas básicas de la administración general de la compañía y vigilar el cumplimiento de las mismas

  1. g) Aprobar la estructura administrativa de la compañía, a nivel de las vicepresidencias y los comités internos, externos o mixtos que se estime conveniente, según propuesta que le presente el presidente de la compañía.
  2. h) Decidir el establecimiento o la supresión de las sucursales, agencias y oficinas de representación en el país o en el exterior.
  3. i) Delegar en el presidente de la compañía una o varias de sus funciones.
  4. j) Decidir la cuantía de los actos y contratos cuya aprobación se delegue al presidente y a los distintos comités de crédito que constituya.
  5. k) Interpretar los estatutos en caso de duda, dando cuenta de la interpretación al Superintendente Bancario. AI ejercer esta facultad se tendrá en cuenta que es voluntad expresada por el Gobierno Nacional, volver al sector privado la admisión de la compañía, cuando las condiciones económicas lo permitan.
  6. I) Proponer a las autoridades un programa de colocación de las acciones públicas, de nuevo en el sector pri­vado, de conformidad con las disposiciones que lo dispongan o autoricen.
  7. m) Fijar la remuneración del presidente de la compañía. n) Determinar su propio reglamento.

ñ) Crear, adicionalmente el fondo de reserva legal y el de las apropi8ciones y provisiones que señalen las normas de contabilidad generalmente aceptadas los que sean prudentes para contribuir al mantenimiento del capital saneado de la compañía.

  1. o) Autorizar y suscribir el informe sobre la gestión de cada ejercicio de carácter general, con destino al Presi­dente de la República y para divulgación general, y
  2. p) Vigilar el cumplimiento de sus decisiones.

Art. 19. TOMA DE DECISIONES. Las decisiones se tomarán con la presencia y voto afirmativo de al menos tres de los miembros en funciones.

Art. 20. ACTAS. De las reuniones de la junta se dejará constancia en el libro de actas, autorizadas con la firma del presidente de la reunión y de quien haya actuado como secretario.

Art. 21. HONORARIOS POR ASISTENCIA A LAS REUNIONES. Los honorarios de los miembros de la junta directiva y de sus suplentes, por su asistencia a las reuniones de la misma será fijadas por resolución ejecutiva del Presidente de la República.

Art. 22. SUPLENTES. El suplente reemplazará al principal en sus faltas absolutas o temporales. Se entiende por falta absoluta la muerte, la renuncia del cargo legalmente aceptada, o la ausencia por cualquier circunstan­cia por un período mayor de tres (3) meses. En el evento de la falta absoluta el suplente reemplazará al principal hasta el momento en que la autoridad competente lo designe.

Sección III. Presidente de la Compañía

Art. 23. AGENTE DEL PRESIDENTE DE LA REPUBLICA. El presidente de la compañía es agente del presi­dente de la República, de su libre nombramiento y remoción y es el único funcionario de la compañía que tiene la calidad de empleado público. Llevará la representación legal de la entidad una vez que se posesione, tiene a su cargo la dirección y administración de los negocios sociales y a él se confía la ejecución de las disposiciones de la ley, y de la junta directiva. Podrá delegar sus atribuciones en los vicepresidentes con autorización previa de la misma junta. Todos los empleados de la compañía están subordinados, excepto los de la revisoría fiscal.

Art. 24. OTRAS FUNCIONES DEL PRESIDENTE. Además, son funciones y atribuciones del presidente de la compañía las siguientes:

  1. a) Coordinar, dirigir y controlar el funcionamiento de la entidad.
  2. b) Nombrar los vicepresidentes de conformidad con el literal g) del artículo 18 de estos estatutos.
  3. c) Crear los demás empleos de la compañía que considere necesarios para la buena marcha de los negocios de la institución y fijarles sus funciones y remuneración, así como nombrar y remover los empleados o aceptar­les las renuncias.
  4. d) Ejecutar y hacer ejecutar las políticas señaladas por la junta, así como los demás actos en que la compañía haya acordado ocuparse.
  5. e) Ejercer las atribuciones que le delegue la junta directiva y delegarlas si para ello fuere autorizado por la junta.

~ Informar a la junta directiva sobre la marcha de los negocios y sobre el ejercicio de sus funciones como pre­sidente.

  1. g) Comprometer a la entidad toda clase de actos y contratos, cualesquiera sea su naturaleza, hasta por la cuantía señalada por la junta.
  2. h) Presentar a la junta directiva en la reunión que apruebe el balance de fin de ejercicio, un informe general sobre la gestión desarrollada y las perspectivas de la empresa.
  3. i) Nombrar y constituir mandatarios judiciales y extrajudiciales.
  4. j) Convocar a la junta directiva para cualesquiera de sus reuniones ordinarias o especiales.

k)Visitar, cuando la junta directiva lo autorice, a los corresponsales, agencias o gobiernos extranjeros para tra­tar asuntos de interés exclusivo de la compañía sin necesidad de requisitos o formalidades adicionales.

  1. I) Conferir poder especial a los vicepresidentes para que, sin perjuicio de las facultades propias del Presidente de la compañía y dentro del marco de los estatutos comprometan a la entidad.
  2. m) Solicitar en oportunidad la prórroga del permiso de funcionamiento de la compañía.
  3. n) Firmar los balances mensuales con destino a la Superintendencia Bancaria y el balance anual de fin de ejercicio.
  4. o) Elaborar los informes que le solicite la junta directiva o el Presidente de la República y
  5. p) Los demás que la ley establece para los representantes legales de las sociedades de economía mixta, so­metidas al régimen de las empresas industriales y comerciales del Estado.

Art. 25. RESTRICCIONES PARA EL PRESIDENTE POR RAZÓN DE SU CALIDAD. Sin perjuicio de las dis­posiciones legales el presidente de la compañía tiene las siguientes incompatibilidades, inhabilidades y prohibi­ciones:

  1. a) Recibir remuneración por más de dos juntas o consejos directivos de que forma parte en virtud de mandato legal o por delegación.
  2. b) Prestar sus servicios profesionales independientes a la compañía ni hacer por sí o por interpuesta persona contrato alguno con la misma, ni gestionar ante ella negocios propios o ajenos, durante el ejercicio de sus fun­ciones o el año siguiente a su retiro.
  3. c) Intervenir, en ningún tiempo en negocios que conozca o adelante el desempeño de sus funciones o por ra­zón de su cargo, salvo que se trate de asuntos ofrecidos o solicitados al públicos bajo condiciones comunes para todos.
  4. d) Aceptar para sí o para terceros, sin permiso del gobierno, cargos, mercedes, invitaciones, prebendas o dá­divas provenientes de entidades o gobiernos extranjeros.
  5. e) Solicitar o recibir cualquier clase de retribución avaluable en dinero, distinta de su salario, por actos inherentes a su cargo.
  6. f) Celebrar contrato alguno durante el tiempo de ejercicio del cargo o un año después del retiro, con la entidad o con aquellas adscritas o vinculadas al Ministerio de Hacienda, y
  7. g) Las demás que establece la ley.

Art. 26. SUPLENCIA DEL PRESIDENTE. El presidente de la compañía tendrá un suplente que los reemplaza­rá en caso de faltas absolutas o temporales, el cual será designado por la junta directiva mientras el Presidente de la República hiciere el nombramiento respectivo, si fuere del caso, con el objeto de no dejar a la sociedad sin representante legal.

Sección IV. Vicepresidencias

Art. 27. VICEPRESIDENCIAS. Las vicepresidencias serán creadas y provistas de conformidad con los artícu­los 18 literal g) y 24 literal b) de estos estatutos.

Capítulo V

REVISOR FISCAL

Art. 28. El revisor fiscal y sus primeros y segundos suplentes serán elegidos por la junta directiva para, perio­dos de dos años; podrán ser reelegidos inde6nidamente y removidos libremente a juicio de la junta directiva. En caso de falta temporal o absoluta del revisor fiscal, será reemplazado por los suplentes en su orden. Cuando se designen asociaciones o firmas de contadores como revisores fiscales, éstas deberán nombrar a contadores públicos para que ejerzan tanto la revisoría fiscal principal como las suplencias.

Art. 29. El revisor fiscal tendrá derecho de inspeccionar sobre todos los actos, libros o papeles de la compa­ñía pudiendo pedir al presidente, a los vicepresidentes y empleados datos que requiera para el buen desempe­ño de sus funciones así como exigir todo lo que fuere conveniente para que se cumplan estrictamente las leyes, los estatutos, las decisiones de la junta directiva y las ordenes e instrucciones de la Superintendencia Bancaria. Art. 30. Son funciones adicionales del revisor fiscal:

  1. a) Cerciorarse de que las operaciones que se ejecuten estén conformes con los estatutos y las disposiciones de la junta directiva.
  2. b) Dar oportunamente cuenta por escrito, a la junta directiva o al presidente de la compañía según el caso, de las irregularidades que ocurran en el funcionamiento de la entidad y en el desarrollo de sus negocios, cuando a su juicio la gravedad del tema los justifique, dentro del marco de sus responsabilidades.
  3. c) Colaborar con las entidades gubernamentales que ejerzan la inspección y vigilancia de la compañía o ren­dirles los informes a que haya lugar o le sean solicitados.
  4. d) Inspeccionar los bienes de la compañía y procurar que se tomen oportunamente las medidas de conserva­ción o seguridad de los mismos y de los que la institución tengan en custodia.
  5. e) Impartir las instrucciones, practicar las inspecciones y solicitar los informes que sean necesarios para esta­blecer un control permanente sobre los bienes y valores sociales.
  6. f) Examinar y autorizar con su firma los balances de la compañía, con su dictamen o informe correspondiente conforme a principios de contabilidad de aceptación general y a disposiciones legales.
  7. g) Convocar a la junta directiva a reuniones especiales diferentes a las ordinarias, cuando a su juicio las cir­cunstancias lo exijan, y
  8. h) Cumplir las demás atribuciones que le correspondan de acuerdo con la ley y los estatutos.

Capítulo VI

DISPOSICIONES VARIAS

Art. 31. EJERCICIO ANUAL. Anualmente, a 31 de diciembre, se cortarán las cuentas y se elaborarán los es­tados financieros completos, con las formalidades, requisitos e informes y anexos que determina el Código de Comercio.

Art. 32. RÉGIMEN LABORAL. De conformidad con el artículo quinto de la Resolución Ejecutiva Número 04 del 10 de enero de 1986, en el mismo sentido dispone el Decreto 2920 de 1982, las relaciones laborales entre la Compañía ….. y sus trabajadores seguirán rigiéndose por las normas del Código Sustantivo del Trabajo y las convenciones o prestaciones extralegales vigentes, sin que puedan ser desmejoradas como consecuencia de la resolución ejecutiva acabada de mencionar.

Art. 33. MANEJO DE LOS BIENES. Por razón de la naturaleza de sus funciones como establecimiento de crédito y la necesidad de agilidad y competencia, la Superintendencia Bancaria vigilará el manejo de los bienes y recursos de la compañía o su programación, trámite y publicidad, si fuere del caso.


Información Adicional 

[hidepost=0]

La sociedad de economía mixta es una empresa creada con aportes estatales y capital privado. Se trata de organismos constituidos bajo la forma de sociedades comerciales con aportes estatales y de capital privado autorizados por la ley con el objeto de desarrollar actividades de naturaleza industrial o comercial conforme a las reglas de derecho privado.

Dentro de las disposiciones dictadas para regular esta modalidad societaria se encuentran los Decretos Extraordinarios 1050 y 3130 de 1%8, el Decreto 410 de 1971 o Código de Comercio, la Ley 20 de 1975, el Decreto Extraordinario 128 de 1976 el Decreto Extraordinario 130 de 1976 y la Ley 489 de 1998 La primera de las normas fue básica en tanto que definió y reguló la sociedad de economía mixta. El Código de Comercio la trata entre los artículos 461 a 468. El Decreto 128 de 1976 se pmnunci0 sobre inhabilidades, incompatibilidades y responsabilidad de los miembros de juntas directivas y representantes legales. El Decreto 130 de 1976 se refirió a las sociedades de eco­nomía mixta del orden nacional. Finalmente, la Ley 489 de 1998, que derivó la normatividad anterior (Decretos 1050 y 3130 de 1968 y (130 de 1976) trató las sociedades de economía mixta entre los artículos 97 a tg2.

Tal como lo ha sostenido la Corte Suprema de Justicia, desde 1976, no hay duda que esta clase de sociedades no ha encontrado toda vía su verdadero sitio en el derecho: las dificultades surgen del propósito buscando no solo de formar un patrimonio social con aportes estatales y privados, sino de encontrar una colaboración abierta de los dueños de ese patrimonio el Estado y los particulares, para el 1o de beneficios sociales, o sea para Llegar a una organización de la economía en la que se armonicen y concilien los intereses privados congos intereses generales o colectivos. Y en una forma más avanzada y más completa encontrar una verdadera transacción entre el socialismo de Estado y el liberalismo económico, entre el deber social del poder público y la empresa privada, para aprovechar no solo el capital privado sino la experiencia y la capacidad técnica de los particulares.

Se Llega por este medio a una aplicación práctica de la función social de la propiedad porque no se elimina el carácter privado garantizado en la Carta, sino que la pone simultáneamente al servicio de los intereses particulares y al servicio de los intereses generales de la sociedad. Porque esa función se hace mas completa y eficaz si el Estado no se limita a vigilar y controlar la producción por lo menos de ciertas

industrias b9sicas, sino que participa en ellas aprovechando las indudables ventajas de las formas comerciales de trabajo.

Son características esenciales de la sociedad de economía mixta: a.- La integración de un patrimonio con aportes estatales y particulares y b. La administración conjunta de la nueva persona jurídica por las dos categorías de socios.

Los aportes del Estado o de las entidades de derecho público pueden constituir entre otros, en ventajas financieras o fiscales garantía de las obligaciones de la sociedad o suscripción de los bonos que la misma emita, auxilios especiales, concesiones, etc. (Artículo 463 C. de C.). A su vez los aportes particulares pueden representarse en dinero, en trabajo o en toda clase de bienes comerciales.

Legalmente las sociedades de economía mixta se rigen por las r las de derecho privado, son sociedades de convenio sujetas al dere­cho mercantil, con las limitaciones expresas que la Constitución y la ley establezcan. Pueden constituirse bajo cualesquiera de las formas de sociedad previstas en el Código de Comercio, colectivas, en comandita simple o por acciones, de responsabilidad limitada o anónimas, ya que la ley colombiana no señala ninguna en especial.

Esta última forma, que algunas legislaciones extranjeras encuentran como única aceptable, es la que mejor permite desarrollar el objetivo social.

Dos actos jurídicos requiere la constitución de una sociedad de economía mixta: Ia ley que la crea o autoriza y el contrato de sociedad. No basta la creación legal o la autorización que haga para que (a sociedad quede constituida; es preciso el posterior acuerdo con los par­ticulares y la solemnizacion del contrato, en los términos del Código de Comercio, para dar nacimiento a la nueva persona jurídica distinta de los socios individualmente considerados.

Conforme lo dicho, para la constitución de una sociedad de economía mixta son indispensables dos actos jurídicos: de un lado debe mediar ley que crea o autoriza su conformacion, y de otra parte existirá el contrato de sociedad, regulador de la vida interna de la misma Por ello, cuando se definía, expresamos que se trataban de organismos creados o autorizados por la ley, pero no basta la sola intervención de la ley, pues requisito igualmente básico es que el Estado concierte con los particulares la reglamentación de la sociedad, procediendo de inmediato a solemnizar los estatutos a través de la escritura pública.

En lo que hace referencia a los estatutos internos de la sociedad, los que se deben elevar a escritura pública, deben contener el nombre de la compañía. la ley que la creó y organizó; el domicilio principal; objeto social y duración de la misma; el sistema por el cual se regirá el objeto social y los demás actos de la empresa el control y vigilancia al que se someterá; el capital social y la forma de suscribirlo y pagarlo las reservas que se Llevarán; la forma como sé administrará la sociedad, indicando la manera como se nombrarán los órganos directivos; la forma como se convocará a los asociados a reuniones generales y extraordinarias; las funciones de la asamblea o junta los asignados a la junta directiva; las funciones del agente estatal; la revisoría fiscal, el nombramiento funciones, prohibiciones y remoción, del revisor fiscal; la manera como se presentaran los Balances generales y la forma en que serán distribuidas las utilidades. Ahora bien, limitadas las formas legalmente utilizables para las sociedades de economía mixta, explica Gabino Pinzón, “deben cumplirse las exigencias propias del régimen de una sociedad anónima o de una sociedad de responsabilidad limitada, en su caso para que la sociedad pueda considerarse legalmente constituida y sea considerada como una persona jurídica distinta de los socios individualmente considerados, según lo previsto en el art. 98 del Código de Comercio. Solo así adquiere el carácter de sociedad regular y la entidad de persona jurídica de derecho privado, según el art. 461 del mismo Código, para gozar de las ventajas del sistema comercial que constituyen, a su vez, la mayor justificación de la forma mixta de asociación. Sobre este ángulo de la cuestión, hay que tomar nota de los siguientes aspectos generales:

“Como en el común de las sociedades comerciales y como está previsto en el art. 11 D y siguientes del Código de Comercio, la sociedad de economía mixta se constituye por medio de una escritura pública, de la cual ha de inscribirse una copia en el registro público de comercio del lugar del domicilio social; mientras no sea inscrita la escritura social en la forma indicada, el contrato social no solamente no es oponible a terceros, con eficacia plena o completa, sino que la sociedad no puede empezar a desarrollar los negocios propios de su objeto. Con la escritura social se tipifica la sociedad, mediante la adopción de cualesquiera de las dos formas con las cuales puede formarse una sociedad de economía mixta, es decir, bajo la forma de sociedad de responsabilidad limitada o de sociedad anónima, que son realmente las únicas formas propias de una sociedad de capitales, puesto que la forma de la sociedad comanditaria por acciones, configura más exactamente una sociedad híbrida o mixta que participa del carácter de sociedad de personas y del carácter de sociedad de capitales.

“La intervención de los distintos socios ha de ajustarse, desde luego, a las normas constitucionales y legales que rigen para las personas de derecho público. A su vez cuando no son la Nación o un departamento o un municipio las personas de derecho público que se vinculan con aportes a una sociedad de economía mixta, sino entidades descentralizadas de cualesquiera de los mismos órdenes, han de ser cum­plidos los requisitos del caso, según el régimen de la correspondiente entidad descentralizada, a fin de que se hagan válidamente los apor­tes de tales entidades”.

Especial mención merecen los aportes sociales. Por definición sabemos que los aportes de una sociedad de economía mixta están constitui­dos por los provenientes de la iniciativa privada y los de origen oficial, es decir, capital estatal y privado. AI tenor del artículo 467 del Código de Comercio, se entienden por aportes estatales los que hacen la Nación o las entidades territoriales o los organismos descentralizados.

El aporte puede ser en dinero, o en especies de diversos géneros, o puede asumir la forma de una garantía. Autorizado el aporte por la ley, si es dinero, debe ser apropiado luego en el presupuesto, antes de entrar de hecho al patrimonio de la entidad. La mayoría de los aportes en especie y los de garantía figurarán en la contabilidad nacional, pero no en el presupuesto de gastos.

Igualmente, los aportes del Estado podrán consistir, entre otros, en ventajas financieras o fiscales, garantía de las obligaciones de la so­ciedad o suscripción de los bonos que la misma emita, auxilios especiales, concesiones, etc., tal como lo expresa el artículo 463 del Código de Comercio. Puede suceder que el aporte lo haga una sociedad de economía mixta, evento en el cual debe entenderse que hay aporte de capital público en el mismo porcentaje o proporción en que la sociedad aportante tiene a su vez capital público o estatal dentro de su capital social. También puede acontecer que los aportantes oficiales de la sociedad alcancen porcentajes de control. Así, cuando los aportes estatales sean del noventa por ciento o más del capital social, la sociedad de economía mixta se someterá a las disposiciones previstas para las empresas industriales o comerciales del Estado.

[/hidepost]